Cristiano Ronaldo disputará su quinta Eurocopa y lo hará con la mira puesta en refrendar la corona de Portugal, con una mezcla de experimentados y jóvenes que ya levantan la mano para tomar el liderazgo que dejará el futbolista de la Juventus para el siguiente torneo continental.

A sus 19 años, Cristiano estuvo con la Selección portuguesa que disputó la Eurocopa que su país organizó en 2004.
Hizo 2 goles y 2 asistencias, además de ser incluido en la plantilla ideal del torneo, con los mejores 23 según la UEFA.
Pero en su primera Eurocopa, Ronaldo lloró en el Estadio da Luz, pues Grecia le arrebató la gloria.
Una solitaria anotación de Angelos Charisteas hundió el sueño lusitano y dejó a Cristiano inmerso en lágrimas por más que suspiraba tratando de contenerse.

Para la Eurocopa del 2008, Ronaldo ya tenía nombre pero poco pudo hacer para evitar que los lusos cayeran en Cuartos de Final, ante Alemania.

Ronaldo apenas hizo un gol y jugó en 3 partidos, pese a que venía de coronarse en la Champions League con el Manchester United.

Ronaldo volvió con sed de revancha pero le costó encontrar el gol en la Eurocopa de Polonia y Ucrania 2012. Anotó hasta el tercer partido para meter a los lusos a Cuartos, en donde marcó para darle el boleto a los suyos a Semifinales.

Sólo que en Semifinales, Ronaldo no apareció y Portugal igualó a cero con España, que le envió a casa en penaltis. Cristiano no pudo ni cobrar su pena máxima pues cerraba la tanda para los lusitanos.

Hasta que llegó la revancha ansiada y la gloria, en la Eurocopa de Francia 2016. Si bien arrancó flojo, Ronaldo hizo un doblete para el empate ante Hungría, que le valió meterse a Cuartos. En Semifinales anotó para meter a su nación a la Final continental.

En la Final, Ronaldo sufrió una lesión en la rodilla izquierda que le impidió seguir, saliendo al minuto 25, pero viendo a su Selección coronarse, tras vencer 1-0 a Francia. Además, igualó la plusmarca de goles anotados en el global de las Eurocopas (9), alcanzando la cifra de Michel Platini. Fue además el primer jugador en anotar en cuatro Eurocopas diferentes y fijó un nuevo récord de partidos disputados en fases finales del torneo (21) y de partidos como internacional con Portugal.