el Premio Firenze Entremuros,

Más de 300 obras de diferentes lugares de la República compitieron por el Premio Firenze Entremuros 2021, de de los cuales, 65 fueron finalistas.

Luego de que hace un año se realizara la premiación de forma virtual, arquitectos e interioristas se dieron cita en el patio central del Periódico REFORMA para celebrar los tres primeros lugares de cada categoría.

“No tengo expectativas porque el estar aquí ya es haber ganado, la cantidad de competidores es gigantesca; además, convivir con grandes amigos y colegas es un placer”, comentó Renatta Chain, quien obtuvo el tercer lugar en “Interiorismo Residencial”.

La quinta edición de este reconocimiento anual se clasificó en 10 categorías, entre ellas “Edificio de Arquitectura Pública”, “Residencia Unifamiliar de Campo o Playa” y “Complejo Corporativo”, calificadas por siete jueces.

Patricio Galindo y Renatta Chain

"Mi mamá enviudó hace algunos años, tenía su casa de toda la vida, pero decidió mudarse, así que le hicimos una comodísima para que envejezca a gusto, a la que llamamos ‘La Casa de la Abuela’”.

RENATTA CHAIN, ganadora del tercer lugar en la categoría Interiorismo Residencial
Rafael Pardo y Lorena Murillo

“Cada una tiene características peculiares, se premia a los proyectos que marcan la pauta y enriquecen la industria nacional, de ahí su importancia, así se estimula la creatividad de los profesionales”, dijo Paolino Di Vece, especialista en obras residenciales, religiosas y de uso mixto, quien fungió como juez.

Entre los ganadores estuvo José Ramón Tagle con la nueva biblioteca del Tec de Monterrey Campus Ciudad de México, quien explicó a los presentes que ésta integra la nueva imagen de la institución después de la tragedia de 2017.

Desde 2017, Firenze en colaboración con Grupo REFORMA y Entremuros ha reconocido a lo mejor de la arquitectura y el interiorismo en México con el Premio Firenze Entremuros.

Génesis Aymes

"Hemos tenido que tomar medidas de transformación, pues el mercado ha cambiado con modelos híbridos como el home office, nuestro diseño, ‘Chanel’, fue el último pre pandemia; sin embargo, nuestra visión futurista nos hizo ganar”.

GÉNESIS AYMES, ganadora de la categoría Interiorismo de Oficina

La estatuilla, obra del artista regiomontano Mauricio Guajardo, es una flor de lis moldeada en cerámica, que, al girarla, da la impresión de que florece.

“Fue un trabajo colaborativo intenso con decenas de personas involucradas, se puso la arquitectura al servicio de los alumnos, un modelo digital centrado en áreas para la interacción, más que en el acervo de libros, único en México”, dijo el director de Arquitectura y Diseño de The Beck Group.

La velada culminó con el reconocimiento al destacado creativo de 98 años, Agustín Hernández, quien fue ovacionado por un público que se puso de pie, momento que se convirtió en el más emotivo de la noche.

Guillermo Díaz de Sandi

"Los espacios que más llaman la atención son los que nadie pide, esa es nuestra aportación profesional, así un proyecto se convierte en memorable”.

GUILLERMO DÍAZ DE SANDI, representante de Legorreta, despacho que obtuvo tercer lugar en la categoría Complejo Corporativo

“Es un arquitecto que todos admiramos por su larga y destacada trayectoria, quisimos hacerle este homenaje para que las nuevas generaciones sepan su historia, es un ícono mexicano de la arquitectura moderna”, expresó con lágrimas Ingrid Schjetnan, integrante del jurado.

Luego de tomar su premio arriba del escenario, el artífice del Heroico Colegio Militar y del Conjunto Calakmul, coloquialmente conocido como “La lavadora”, con cigarro en mano y sentado posó para las selfies y agradeció las felicitaciones.

Fernando Weber y Anina Schulte-Trux

EN CIFRAS

Rodrigo Romero de la Mora