Luces encendidas las 24 horas, sin agua caliente para bañarse, sanitarios sucios, goteras y alimentos inadecuados son algunas de las malas condiciones que presentan los centros de aislamiento en Shanghai para la gente que da positivo a Covid-19.

Las instalaciones son parte de los esfuerzos oficiales para contener el mayor repunte de coronavirus de China desde que comenzó la pandemia de dos años.

0 instalaciones
de cuarentena hay instaladas en la urbe china.
0 camas
tiene el Centro Nacional de Exposiciones y Convenciones, de donde provienen algunas de las denuncias.

Conoce los centros

Luces encendidas 24/7

Ni en la noche hay obscuridad, según Beibei, quien pidió ser identificada sólo por su nombre de pila.

 La mayoría pasa el tiempo leyendo, bailando, tomando clases en línea o viendo videos en sus celulares.

 En algunos sitios, se ha colocado cartón para dar algo de sombra.

Las luces están encendidas toda la noche y es difícil conciliar el sueño"

Beibei

Instalaciones deficientes

En un espacio reducido, los confinados tienen su cama y sus pertenencias.

En varios puntos del recinto normalmente se ve ropa colgada en una especie de tendederos habilitados sobre la marcha.

Los sanitarios del lugar están sucios, según testimonios.

Los baños no están muy limpios. Tanta gente los usa, y los voluntarios o los limpiadores no pueden seguir el ritmo”

Beibei

Un video obtenido por AP mostró camas y pisos mojados debido a un techo con goteras en una instalación diferente en un edificio prefabricado.

No hemos encontrado un lugar con una regadera con agua caliente”

Beibei

Fallas en la ayuda médica

Según un testimonio, en el Centro Nacional de Exposiciones y Convenciones, los residentes son revisados dos veces al día para detectar fiebre.

Se les pide que registren la información de salud en sus celulares, según Beibei.

No obstante, se han denunciado retrasos en el tratamiento de problemas médicos.

Hay gente tosiendo. Pero no tengo idea si tienen laringitis u Ómicron”

Beibei

Comida

A los confinados se les da de comer porciones de proteína, vegetales y carbohidratos.

Sin dar detalles, se han denunciado suministros de alimentos inadecuados.

Megabrote

Shanghai ha reportado más de 300 mil casos desde finales de marzo.

La ciudad inició la cuarentena a finales del mes pasado.

Ahora, comenzó a aliviar las restricciones la semana pasada, aunque un funcionario de salud advirtió que la urbe no tiene el brote bajo control.

Personas que dieron positivo a Covid-19 llevan sus pertenencias en un centro de aislamiento de Shanghai.

Rescatan a mascotas

Las mascotas de los ciudadanos que son internados en estos centros de confinamiento son rescatadas por voluntarios, quienes llevan a los animales a centros de atención para alimentarlos y atenderlos.

Erin Leigh, de 33 años, la principal organizadora, comenzó a salvar a los animales tras la difusión de un video que muestra a una persona asesinando a un perro. 

Los voluntarios han ayudado a cientos de gatos y perros, pero también a pájaros, peces y serpientes.