'DEMASIADO RICO'

Nieto de inmigrantes indios, Sunak se convirtió a los 42 años en el primer jefe de Gobierno surgido de una minoría étnica en el Reino Unido y también en el dirigente más rico que ha visto el país.

“¿Es demasiado rico para ser Primer Ministro?”, se preguntaba el diario británico The Guardian.

0 mdd
es la fortuna de Sunak y su esposa.

“Es el doble de la fortuna estimada del Rey Carlos III. Recuérdenlo cuando habla de tomar ‘decisiones difíciles'”, dijo la diputada laborista Nadia Whittome.

Defensor de la ortodoxia presupuestaria, Sunak advirtió el martes, en su primer discurso, que deberá tomar “decisiones difíciles” para calmar la crisis económica, que está sumiendo a muchos británicos en la pobreza.

La Oposición laborista ha hecho de la riqueza del nuevo Primer Ministro un blanco de ataque, argumentando que su lujoso estilo de vida le hace incapaz de entender la difícil situación de la gente corriente.

“El nuevo Primer Ministro protegerá los intereses del 1 por ciento (más rico) y el 99 por ciento pagará”, dijo por su parte Jeremy Corbyn, ex líder del Partido Laborista.

CERCANO A LA ÉLITE

Nacido en el sur de Inglaterra de padres de origen indio, Sunak es el hijo mayor de un médico de la sanidad pública y una farmacéutica. Pero comenzó pronto a codearse con la élite al asistir al Winchester College, un exclusivo internado para chicos para el que afirma que sus padres tuvieron que hacer muchos sacrificios.

Tras estudiar en Oxford y antes de entrar en política, trabajó en financieras, sobre todo en Goldman Sachs, y fundó su propia empresa de inversiones.

Se desconoce la riqueza que acumuló como banquero, pero su fortuna aumentó cuando se casó en 2009 con Akshata Murty, hija de un multimillonario indio.

Ya en abril, cuando Sunak era Ministro de Finanzas, las revelaciones de que su esposa gozaba de un estatus fiscal ventajoso crearon controversia mientras los precios subían en todo el país.

Según una encuesta de Savanta ComRes, “rico” es la primera palabra que viene a la mente de los británicos cuando se les pregunta por su nuevo líder.

“Podría decirse que ‘rico’ en el Reino Unido es probablemente un término peyorativo”, dijo Chris Hopkins, de Savanta ComRes, añadiendo que las palabras “competente” e “inteligente” también fueron mencionadas.

'TRATOS SUCIOS'

Este miércoles, el líder del Partido Laborista, Keir Starmer, criticó el Gabinete de Sunak durante una comparecencia en el Parlamento, acusando al nuevo Primer Ministro de hacer “tratos sucios” al nombrar a una intransigente con la inmigración para poder quedarse con el cargo.

Starmer se refería a Suella Braverman (arriba en la foto), quien la semana pasada fue retirada del Ejecutivo de Liz Truss por presuntamente violar repetidamente los códigos ministeriales y comprometer la seguridad nacional.

“(Sunak) es tan débil que ha hecho un trato sucio, comerciando con la seguridad nacional, porque tenía miedo de perder otra elección de liderazgo”, dijo Starmer.

Sunak respondió que Braverman había reconocido que cometió “un error de juicio”, pero se dijo encantado de traerla de vuelta a su Gabinete como Ministra del Interior, añadiendo que atacaría el crimen y protegería las fronteras de Reino Unido.

Starmer también se pronunció sobre el estatus preferencial de la esposa de Sunak que le permitía no pagar impuestos y criticó la poca popularidad del Mandatario con una referencia al reto de la lechuga que lanzó el tabloide Daily Star contra Truss.

Después del caos político en Reino Unido bajo el Partido Conservador, los laboristas tienen 30 puntos de ventaja en las preferencias para las próximas elecciones, según las encuestas.

No está del lado de los trabajadores. Es por eso que la única vez que se postuló en una elección competitiva fue derrotado por la ex Primera Ministra, quien también fue derrotada por una lechuga".