En la industria automotriz, y sobre todo en el mercado mexicano, parece que hay coches que por el puro nombre pueden venderse solos, y Honda lo tiene muy claro.

La firma japonesa retará esta idea con la llegada de la nueva generación de CR-V, el SUV más vendido en su segmento, que llega con una carrocería que lo vuelve más agresivo, con mayor seguridad y un redondo paquete de asistencias de manejo, aunque a un precio que luce muy alto.

Honda CR-V

CR-V cambió de plataforma para esta sexta generación que muestra un frente más elevado y robusto gracias a su nueva parrilla y a sus finos faros LED. La parte posterior también luce con un renovado juego de calaveras verticales. En ese sentido, el modelo dio un brinco de calidad, acercándose aún más a los vehículos premium.

El interior mantiene la sobriedad de Honda, con el sistema táctil de 7 pulgadas en la versión Turbo, que es la de entrada, y de 9″ en las versones Turbo Plus y Touring, esta última cuenta con audio de 12 bocinas firmadas por Bose.
Los controles al volante, los comandos de voz y el clúster digital multi información, vienen de serie.

La cabina es sumamente confortable para el conductor, pues la rigidez de la plataforma no genera la sensación de estar en un auto muy elevado, y no hay un exceso de movimiento al interior.

Motor: L4 1.5L Turbo, Potencia: 188 hp, Torque: 177 lb-pie.

Sus dimensiones, de 4,695 mm de largo y de 2,701 de distancia entre ejes, la colocan más cerca de las SUVs medianas, que de las compactas, pero sin las tres filas de asientos que es una de las características principales del primer grupo mencionado, por lo que, por su costo y tamaño, se puede llegar a extrañar esa fila extra.

No obstante, lo anterior hace que el espacio en el habitáculo sea confortante para cualquiera de los 5 pasajeros; la plaza trasera cuenta con un descansabrazos central, útil para los que la ocupan, aunque se debe de destacar que no tiene entradas USB para esos asientos.

La seguridad es otro punto fuerte de la firma pues cuenta con las asistencias de Honda Sensing, aunque sólo en la versión Touring; todas tienen 10 bolsas de aire.

512900
pesos, es el precio inicial de la Honda CR-V

En cuanto al manejo, es notoria la calidad de su motor 4 cilindros en línea y 1.5 L turbo que genera 188 hp y 177 lb-pie de torque.

Pusimos a prueba la CR-V en ciudad y carretera -a nivel del mar-; no hubo presencia de turbo lag y la potencia fue suficiente para rebases.

La dirección es suave, pero no en exceso como en otras generaciones. Además, la firma confía en que puedan lograr un rendimiento de 14 km/l en ciudad.

Diseño:
4/5
Interiores:
4/5
Manejo:
4/5
Costo Beneficio:
3/5

La nueva generación de Honda CR-V cumple con el objetivo de ser una de las mejores equipadas en el segmento, muy seguras y extremadamente llamativas; sin embargo, sus precios de $714,900, $769,900 y $819,900 parecen ser su rival a vencer -más en tiempos de crisis- y ahí se pondrá a prueba el cariño y la fiabilidad que le ha dado al consumidor mexicano en los últimos años.

Compite con:

FORD TERRITORY

Motor: L4, 1.8L EcoBoost
Potencia: 187 hp
Torque: 236 lb-pie
Largo: 4,625 mm
Pasajeros: 5
Desde: $589,000

TOYOTA RAV4 HYBRID

Motor: L4, híbrido
Potencia: 219 hp
Torque: 163 lb-pie
Largo: 4,595 mm
Pasajeros: 5
Precio: $752,700

Francisco Esquivel

Francisco Esquivel

automotriz@reforma.com

Te recomendamos: