La importancia de hacer alguna actividad física, de practicar sanos hábitos de vida como la alimentación y evitar el tabaquismo y el alcoholismo, pueden prevenir la aparición de Alzheimer.

“El hecho de hacer actividad física ayuda a la coordinación del movimientos y a la capacidad de caminar, que es una cuestión que se va deteriorando, y lo que queremos es disminuir el proceso de dependencia de la motricidad del individuo y la fuerza muscular”, explica el doctor Rodrigo Cruz, especialista en geriatría y Director Médico de Belmont Village Senior Living.

“En el tema de memoria ayuda mucho tener apoyos visuales en casa como un calendario, un reloj y recordatorios porque pueden olvidarlos al paso de una hora y tener recordatorios les ayuda a darles tranquilidad”.

El especialista asegura que al llegar a los 60 años de edad se recomienda realizar una prueba cognitiva como prevención de la enfermedad.

“Las pruebas cognitivas miden la capacidad de atención, de memoria a corto plazo y de lenguaje, esto arroja un puntaje de acuerdo a la edad, cuando está alterado hay que determinar que la alteración cognitiva afecta el día a día de la persona.

“Uno puede hacerse pruebas cognitivas más jóvenes y es importante revisar si tenemos antecedentes de familia de abuelos o padres, si es así, es necesaria una prueba genética”, aconseja.

¿Qué es el Alzheimer?

Es una enfermedad multifactorial y hasta el momento no hay un origen comprobado, el doctor comenta que una persona que padece esta enfermedad puede llegar a vivir entre 10 y 12 años más después del diagnóstico.

“Un tercio de las personas que tiene la enfermedad tiene factores de vida modificables, el hecho de haber llevado una dieta altamente calórica promueve el sobrepeso e inflación en el cuerpo, y aumenta el riesgo de tener Alzheimer al igual que el tabaquismo y alcoholismo crónico. Si podemos bajarle un 33 por ciento al riesgo, estaría bien.

“El tratamiento es importante en todas las etapas, y hay tratamientos con medicamentos y no medicamentos. Sobre todo en la edad temprana hay medicamentos que tienen varios años de utilizarse, puede mejorar su desempeño cognitivo, no son medicamentos que curen”, profundiza.

Con el grueso de la población que no utiliza medicamentos como tratamiento, añadió el especialista, es importante estimular las áreas cognitivas que estén afectadas como la memoria, el lenguaje, razonamiento en terapia cognitiva y ocupacional para mantener la independencia del individuo el mayor tiempo posible.

¿Cómo es el proceso degenerativo?

Con el Alzheimer se degeneran ciertas áreas del cerebro, causadas por la acumulación anormal de una proteína llamada beta amiloide, formando una especie de basura no funcional para la actividad cerebral. Ésta se acumula dentro del cerebro y causa la degeneración de las neuronas para funcionar adecuadamente.

¿Qué sucede con el cerebro?

Inicialmente se afectan ciertas áreas cognitivas, destacando la memoria a corto plazo durante la etapa inicial y pérdida de la capacidad de localizar la información que guarda el cerebro.

Información: Yarek Gayosso