Oscar Madrazo no perdió la oportunidad de celebrar con su hija, Anyk, en una cena en el restaurante Indochine.

Nueva York significa todo para Oscar Madrazo, pues, además de considerarla su segunda casa desde hace muchos años, es ahí donde despierta su creatividad y fascinación por el mundo del arte y el fashion.

“Es un lugar que amo porque, aparte de desarrollarme en mi trabajo dentro de la moda, televisión y demás, tengo muchísimos amigos y gente muy querida”, contó el reality star.

El conductor compartió grandes momentos junto a Alexa Rodulfo, maquillista mexicana de cabecera de Ivanka Trump y Carolina Herrera.

“Para mí, ver a la gente en la calle como ‘Sex and the City’, que está a punto de regresar, es ver eso, la ciudad, la manera de vestirse de la gente, intrepretar la moda, las calles y siempre hay cosas maravillosas; todo lo que sucede en el mundo, lo tiene de primera mano Nueva York”.

Por ello, el conductor decidió celebrar su cumpleaños con una serie de festejos en la Gran Manzana, la cual se dividió en cuatro partes.

Susanne Bartsch aprovechó para celebrarlo en una exclusiva fiesta.

“Tuve que hacer varios planes aptos para todas las edades para poder ir celebrando de diferente manera porque aparte estaba Anyk, mi hija, ya que Axel se tuvo que regresar porque está filmando una serie para Amazon, entonces
me quedé con ella”.

El festejo arrancó con un brunch en el restaurante Ladurée, el cual le organizó la art dealer Darlene Lutz, pues a ella no le encanta salir de noche y quiso aprovechar el verano y los días para compartir en la terraza junto a su hija y su amiga.

"Lejos de la redes sociales, en las que luego muestras alegría y perfección, soy una persona muy real en afrontar y vivirlas como son, lejos de superficialidades y viendo todo de nueva cara”.

OSCAR MADRAZO

Por la noche, se fue a cenar junto a Anyk y su amigo, Mickey Boardman, editor de Paper Magazine, al Indochine, que es el must y el sitio ideal para encontrarse a la gente que tiene que ver con el mundo de la industria fashionista.

Después, coincidió que su amiga Susanne Bartsch, quien es reconocida por hacer las mejores fiestas en este destino, organizaba una, por lo que aprovecharon para festejarlo ahí con varias personalidades, entre ellas, la maquillista mexicana de cabecera de personalidades como Ivanka Trump y Carolina Herrera, Alexa Rodulfo, y una de las drag queens más famosas del mundo, Amanda Lepore, quien le cantó “Happy Birthday” al estilo de Marilyn Monroe.

Junto a Mickey Boardman, editor de Paper Magazine, en el restaurante Indochine.

“Susanne tiene dos décadas haciendo las mejores fiestas y Amanda es mi amiga desde hace mucho tiempo y la he llevado a trabajar a México tres veces”, recordó.

El padre de dos hijos disfrutó de una after party para la cual se puso un outfit más relajado con shorts y así divertirse en compañía de sus seres queridos.

Con Amanda Lepore, quien le cantó ‘Happy Birthday’ al estilo ‘Mr. President’.

En esta etapa de su vida, Oscar dice sentirse pleno, agradecido con la vida y con la mejor disposición para seguir adelante.

“Me siento muy contento y más con el hecho de habernos cuidado, que estamos sobrepasando esta pandemia con salud, primeramente; después, reponiéndonos del trabajo porque sí fue bastante caótico y aquí estamos,
siempre positivo”, expresó.

En esta etapa de su vida, el reality star toma la vida con la mejor disposición.
Para él, La Gran Manzana es su segunda casa, pues ahí despierta su pasión por el mundo del arte y la moda.

Sabores únicos

La primera parada del festejo fue en el Ladurée, donde disfrutó de un brunch y diferentes postres junto a su hija, Anyk Madrazo, y su amiga, Darlene Lutz.