¿Qué ocurrió?

Una repentina afluencia de inmigrantes ocurrió en el territorio español de Ceuta cuando cerca de 8 mil llegaron en el norte de África. España desplegó soldados en Ceuta para patrullar la frontera con Marruecos después de que los migrantes, entre ellos unos mil 500 menores, entraran en el enclave el lunes y el martes nadando o escalando la valla.

El número de llegadas disminuyó después de que España desplegó policías y soldados adicionales, pero las llegadas no se detuvieron incluso cuando la policía antidisturbios del lado marroquí dispersó a multitudes de personas que esperaban cruzar.

Soldados abrumados separaban a los adultos de los jóvenes y llevaban a los niños en brazos mientras los trabajadores de la Cruz Roja ayudaban a una entrada interminable de migrantes que salían del agua temblando y exhaustos. Una mujer inconsciente yacía en la arena antes de que la llevaran en una camilla.

Amina Farkani, una mujer marroquí de 31 años que se trasladó a trabajos en Ceuta durante 18 años hasta que a los trabajadores extranjeros se les prohibió la entrada cuando los brotes de coronavirus comenzaron a aumentar el año pasado, dijo que vio la oportunidad cuando escuchó que la Policía no controlaba la frontera del lado marroquí.

Dejan pasar a la gente y se quedan ahí sin hablar. La gente simplemente pasa y pasa y pasa''.

Amina Farkani, mujer que intentó ingresar a Ceuta

Farkani estaba entre los miles de migrantes que fueron enviados de regreso a Marruecos. Los reporteros de AP vieron personal militar y policías españoles conduciendo a adultos y niños a través de una puerta en la valla fronteriza. Algunos intentaron resistir y fueron empujados y perseguidos por soldados que usaron porras para apresurarlos.

Al menos 4 mil fueron devueltos a Marruecos, según el Ministerio del Interior de España. Marruecos y España firmaron hace tres décadas un acuerdo para expulsar a todos los que crucen la frontera nadando.

Sin embargo, muchos de los que llegaron el martes eran africanos subsaharianos que a menudo emigran para huir de la pobreza o la violencia en el hogar. España tiene acuerdos para devolver a algunos de esos migrantes a sus países de origen, pero no a todos.

Un joven se ahogó y decenas fueron atendidas por hipotermia o pequeñas heridas, dijo la Cruz Roja en Ceuta, y agregó que estaba realizando pruebas de coronavirus a los recién llegados. Los adultos eran trasladados al principal estadio de fútbol de Ceuta, mientras que los que se consideraban menores eran enviados a almacenes gestionados por organizaciones benéficas.

Este martes, imágenes de la televisión marroquí mostraban ya a las autoridades levantando barreras el martes para impedir el paso a Ceuta.

La repentina afluencia de inmigrantes ha alimentado la disputa diplomática entre Rabat y Madrid por la disputada región del Sahara Occidental y ha creado una crisis humanitaria para Ceuta, la ciudad española de 85 mil habitantes en el norte de África en el mar Mediterráneo, separada de Marruecos por una valla de 10 metros.

Junto con Melilla, Ceuta ha sido durante mucho tiempo un imán para los inmigrantes africanos que intentan llegar a Europa en busca de una vida mejor. Marruecos reclama el control de Ceuta y de Melilla.

¿Qué causó la afluencia?

El aumento de las llegadas se produjo después de se difundiera el rumor entre la población de que la policía marroquí no estaba haciendo nada por detener a los migrantes que nadaban hacia Ceuta.

Esto ocurre luego de que el Gobierno de Marruecos expresara su enfado el mes pasado cuando España admitió discretamente a Brahim Ghali, el dirigente del Frente Polisario del Sáhara Occidental, en un hospital español.

El Ministerio de Asuntos Exteriores de Marruecos emitió un comunicado en el que criticaba la supuesta decisión de España de admitir a Ghali con una identidad falsa sin informar a Marruecos, y advertía de las repercusiones en las relaciones entre ambos países. Juan Jesús Vivas, dirigente de Ceuta, también culpó a Marruecos en una entrevista con el canal de televisión 24H.

Esto está ocurriendo por la absoluta pasividad de las autoridades marroquíes".

Juan Jesús Vivas, máximo dirigente de Ceuta
Vivas acusó que la situación era caótica y que era imposible decir cuántos migrantes habían entrado. Especialistas independientes también ven un vínculo entre la situación de Ceuta y la tensión por Ghali.

La pasividad de la policía marroquí es una consecuencia directa de la hospitalización de Ghali en España".

Rafael Calduch, catedrático de Derecho Internacional de la Universidad Complutense de Madrid.

El Frente Polisario quiere que el Sáhara Occidental sea un estado independiente y no parte de Marruecos. Argelia, rival regional de Marruecos, apoya al Frente Polisario.

Estados Unidos reconoció en diciembre la soberanía marroquí sobre el territorio del Sáhara Occidental.

La Ministra española de Asuntos Exteriores, Arancha González Laya, declaró el lunes por la noche a la radio Cadena SER que Ghali fue aceptado en España por motivos humanitarios.

¿Qué ha hecho el Gobierno?

La repentina afluencia de inmigrantes constituye una grave crisis para Europa, dijo el martes el Presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, antes de dirigirse al territorio.

Un alto funcionario del Ministerio de Relaciones Exteriores de Marruecos dijo que el gobierno había llamado a consultas a su embajador en España. El funcionario no estaba autorizado a ser identificado por su nombre en los informes de los medios.

Esta llegada (de migrantes) supone una grave crisis para España y también para España. Quiero trasladar a todos los españoles y españolas residentes en Ceuta y vamos a restablecer el orden en su ciudad y en las fronteras con la máxima celeridad",

Pedro Sánchez, Presidente de España

El vicepresidente de la Comisión Europea, Margaritis Schinas, tuiteó que la frontera del enclave era una frontera europea, expresando su “plena solidaridad con España” y pidiendo un pacto europeo sobre migración y “una fuerte protección de nuestras fronteras”.

Por su parte, Sánchez ha mostrado a la nación norteafricana de amiga de España y el Ministerio del Interior aludió a la cooperación en las devoluciones de inmigrantes.