Rodrigo Rivero Lake, Rita Sánchez y Rodrigo Rivero Lake

"El alma, lo humano, el conocimiento y la sensibilidad son cosas que deberíamos tener como imperativo casi diario, para salir a la calle y ver la grandiosidad de esta ciudad tan bella”.

RODRIGO RIVERO LAKE, anticuario

Para el anticuario Rodrigo Rivero Lake, el compartir con los demás su afición por coleccionar piezas con valor histórico y cultural es muy importante, por ello reunió a un grupo de amigos para disfrutar una cena alrededor de este tema.

En conjunto con Antiques Dinner Experience, el anfitrión accedió a unir la parte culinaria con el apasionante mundo dentro su hogar, pues se trató de la primera vez que un chef ajeno trabajó dentro de su cocina.

"Son muy interesantes todas las piezas y aprendes de la gran experiencia del anfitrión”.

MAYRA MORÁN, emprendedora

“La gastronomía es realmente el único placerterrenal del ser humano y el arte es uno de los placeres divinos que hay, porque concibe al alma con los objetos”, dijo Rodrigo.

Además de dar un breve recorrido entre cientos de los curiosidades de su residencia para los presentes, llegado el momento todos se trasladaron al comedor, donde a la luz de las velas y el reflejo de múltiples espejos el espacio quedó envuelto con gran ambiente, previo a la presentación de los platillos.

Manuel Ohem y Concha Valadéz

“Estoy anonadada por la cantidad de cultura que se puede contener en estos lugares tan pequeños, es un goce poder hablar con Rodrigo, pues como mencionó, no sólo cada pieza tiene su historia y propia de creación, sino también de vida: en dónde se encontró, en cuál viaje y qué momento”, expresó la empresaria Concha Valadez.

Finalmente, los asistentes probaron la creación del chef Atzin Santos, quien presentó un menú de siete tiempos que consistió en papa de monte, crudo de pesca, chilpachole de maíces, foie gras, pato añejado de 21 días, galleta con cajeta y un tamal de chocolate.

“Es una idea genial para compartir el conjunto de arte,antigüedades, excelente comida y amistades”, sostuvo Rodrigo Rivero Lake, invitado e hijo del anfitrión, “esta noche, todo el mundo ha sido increíblemente amable e interesante”.

Ragne Sinikas
Atzin Santos y José Jiménez

"Es un lugar que parece o es un museo, con tantos momentos, sitios y rincones, la idea es que fuera un menú tan explosivo como lo es aquí”.

ATZIN SANTOS, chef