1929-2022

Como una mujer sumamente trabajadora y cariñosa con sus seres cercanos es como será recordada Dolores Bringas
Aguado, quien partió de este mundo a la edad de 103 años de edad.

Nació en la Ciudad de México el 15 de abril de 1919. Fue hija de Jorge Bringas Almada y Dolores Aguado Gómez, con quienes vivió una infancia feliz en la calle de Génova en compañía de sus demás hermanas, Magdalena, Guadalupe, Georgina y María Teresa.

Dolores Bringas, Javier Sordo Madaleno, José de Yturbe y Magdalena Sordo Madaleno

Cuando la visitaba, platicábamos de la situación política y económica del momento. Siempre la voy a recordar como una excelente persona, súper inteligente, con una memoria extraordinaria y una bondad incalculable”.

MAGDALENA SORDO MADALENO, sobrina

Con el paso de los años, los padres decidieron mandar a sus hijas, Magdalena y Dolores, al Colegio del Sagrado Corazón en Monterrey, donde cursaron como internas sus estudios básicos de primaria, secundaria y preparatoria.

Uno de sus grandes logros profesionales fue la apertura de su tienda “Dobri” en los años 50, ubicada en la calle de Niza y Paseo de la Reforma, la cual se encontraba llena de objetos novedosos traídos especialmente por ella del extranjero, como perfumes, cristalería, vestidos, artículos de decoración para el hogar, entre otros.

(Arriba) Elena Arrangoiz, Marisa Huerta, Juan y Pablo de Yturbe, Magdalena Sordo Madaleno, José de Yturbe, Carlos Lanz-Duret, Ximena Gutiérrez, José y Victoria de Yturbe con Marion Lanz-Duret y Jerónimo de Yturbe. (Abajo) Santiago, Ana y José de Yturbe, Dolores Bringas, Juan y Lorenzo de Yturbe

Ella era una mujer atenta, adorable, positiva y detallista, con una envidiable memoria y siempre actualizada en cualquier tema; era increíble platicar con ella. Un gran ejemplo. La extrañaremos mucho”.

MARION LANZ-DURET, esposa de Jerónimo de Yturbe, sobrino nieto de Dolore
Junto a Bob Kleberg, dueño de King Ranch, quien era gran amigo de la familia.

Al ser una persona extremadamente sociable, en muchas ocasiones la gente sólo entraba al lugar para platicar con ella, como lo hizo el compositor mexicano Agustín Lara, quien pasaba largas horas de tertulia con “Lola”, como la llamaban sus amigos.

En la década de los 70 cerró su negocio para trabajar en el departamento de adquisiciones de Liverpool, al lado de Luis Suberville y Max Michel, donde laboró hasta su jubilación, a los 60 años de edad.

‘Lola’, como la conocían sus seres queridos, disfrutaba visitar el rancho Las Lajas, en Querétaro, en compañía de su sobrino, el arquitecto Javier Sordo Madaleno
En 2006, Guadalupe Bringas, Socorro Lagos y Dolores Bringas durante la inauguración de la galería Nuestro Hogar, en la Ciudad de México

Su familia la describe como una mujer elegante, siempre a la moda con prendas de diseñadores como Balenciaga y Chanel, amante de realizar viajes por todo el mundo, en especial a París, China y Japón; de la lectura y, en sus tiempos libres, le encantaba tejer.

Aunque nunca se casó ni tuvo hijos, siempre estuvo acompañada por sus sobrinos, Javier y Magdalena Sordo Madaleno, de quienes adoptó a sus hijos como sus propios nietos.

Falleció por causas naturales en su departamento. Descanse en paz

Victoria de Yturbe con su tía abuela, quien pasaba horas viendo jugar a los niños
Las hermanas Dolores y Guadalupe Bringas con su sobrino, Pablo de Yturbe, en 1984